Herramienta de accesibilidad para
personas con discapacidad
Portal de Accesso

El COPRED insta a todas las dependencias de gobierno y al Congreso de la Ciudad de México a ser garantes de las convenciones internacionales en materia de discriminación racial

Publicado el 20 Marzo 2020

Ciudad de México, 20 de marzo de 2020

Pronunciamiento 006

  • Según datos de la Encuesta sobre discriminación de la Ciudad de México 2017 (EDIS), el color de piel ocupa la tercera causa más común de discriminación en la Ciudad (13.9%), solo por debajo del nivel educativo (15.3%) y de las preferencias sexuales (14.6%).

En el marco del Día Internacional de la Eliminación de la Discriminación Racial, conmemorado el 21° de marzo de cada año por la Organización de las Naciones Unidas (ONU), el COPRED insta a todas las instancias de gobierno de la Ciudad de México y al Congreso de la Ciudad de México a ser garantes, desde sus ámbitos de competencia, de las convenciones universales e interamericanas en materia de discriminación racial, de las cuales el Estado mexicano forma parte.

La discriminación racial, el racismo y la intolerancia son problemas que en 2020, siguen siendo causa de prejuicios raciales y conductas de intolerancia que afectan a grupos de atención prioritaria. En ese sentido, la lucha contra el racismo y todas las formas de discriminación es necesaria y urgente, y es trabajo del gobierno local seguir contribuyendo en ella.

En su artículo 4, la Constitución Política de la Ciudad de México prohíbe de manera expresa “toda forma de discriminación motivada por el origen étnico o nacional, el color de piel y la situación migratoria”. Aunado a ello, el reconocimiento expreso en el artículo 11 de la Carta fundamental de la Ciudad de la población afrodesdendiente ha fortalecido las políticas públicas encaminadas a la igualdad y no discriminación, con un marco legal que favorece la garantía de sus derechos. Ese hecho histórico fue un gran avance en la materia, ya que se trata de uno de los pocos textos constitucionales en el país que reconocen e incluyen a las personas afrodescendientes; sin embargo, aún hay un camino largo por recorrer.

Se estima que en la Ciudad de México habitan 1.8% personas que se autorreconocen como afrodescendientes. Según la Encuesta Intercensal 2015 del INEGI, en la capital cerca de 19 de cada 100 personas afrodescendientes no está afiliada a algún servicio de salud y una quinta parte presenta rezago educativo (20.5%). Respecto al tema habitacional, alrededor de 1.5% de este grupo no cuenta con agua entubada. Por otro lado, en la Ciudad solo el 3.5% de la población afrodescendiente mayor de 3 años habla una lengua indígena, pero el 53.8% de este grupo poblacional se considera indígena.

Aunque la Constitución obliga a la adopción de medidas efectivas para combatir conductas y actitudes de exclusión o discriminación, prejuicios y estigmas, así como para eliminar el racismo, además de la prevención, atención, sanción y erradicación de las violencias en contra de la población afrodescendiente, es necesario trabajar en la puesta en práctica estos preceptos.

Desde el COPRED exhortamos a que todas las dependencias de Gobierno actúen conforme a los principios y derechos establecidos tanto en la Constitución, como en la Convención Internacional sobre la eliminación de todas las formas de discriminación racial de la ONU, y en las recién ratificadas por México Convención Interamericana contra el Racismo, la Discriminación Racial y Formas Conexas de Intolerancia y Convención Interamericana contra toda forma de discriminación e intolerancia de la Organización de los Estados Americanos (OEA) y que en este sentido, se diseñen e implementen políticas públicas encaminadas a garantizar el acceso igualitario a los derechos de las personas afrodescendientes.

Asimismo, hacemos un llamado al Congreso de la Ciudad de México, que está trabajando en la adecuación de la totalidad del orden jurídico de la capital a lo establecido en la Constitución de la Ciudad, a incorporar los compromisos internacionales adquiridos por México en la legislación local. Muchos de los ordenamientos jurídicos ya contemplan los derechos de este grupo prioritario; sin embargo, es necesario establecer medidas específicas para garantizarlos.

El COPRED seguirá trabajando por una cultura de no discriminación, enfatizando la necesidad de hacer visibles los derechos de las personas afrodescendientes para garantizar su ejercicio y disfrute eficaz e igualitario, mediante estrategias dirigidas a prevenir y eliminar la discriminación en esta Ciudad.